Archivo de la categoría: Historiografía

Efervescencia juvenil en Montejurra 1969

Floren Aoiz Monreal, El jarrón roto. La Transición en Navarra: una cuestión de Estado, Txalaparta, Tafalla, 2005, p. 167.

El Estado se mostró dispuesto a llegar hasta donde hiciera falta para despejar el terreno a Juan Carlos y quitar de en medio a los carlistas. En mayo de 1969, en los actos de Montejurra se gritó “¡Franco es un traidor, sí, señor!“, se quemó y pisoteó un retrato del Caudillo y hubo serios incidentes entre varios miles de jóvenes y las fuerzas represivas. Se caldeó tanto el ambiente que, ante la posibilidad de que los manifestantes se desplazaran a Iruñea, se había decido recurrir a una acción de fuerza. Un informe reservado indicaba que: “Los acontecimientos iban adquiriendo tal gravedad que el Gobernador Civil estuvo en contacto directo con Madrid y se sabe que de haberse realizado la marcha sobre Pamplona se hubiera producido un día de luto, puesto que la intención de la primera autoridad civil de Navarra fue, incluso, haber ordenado a las fuerzas disparar contra los manifestantes.

Anuncios

Multas a Zubiaur y Goñi con motivo de Montejurra 1969

Francisco Miranda Rubio, “Los procuradores de representación familiar en la novena legislatura franquista (1967-1971)”, Principe de Viana (Pamplona), nº. 203 (1994), pp. 615-637.

Por eso, con ocasión del acto carlista de Montejurra del año 1969, el gobierno amparándose en que Goñi y Zubiaur lo habían presidido, cuando en realidad Zubiaur en su intervención había denunciado los propósitos políticos del Ejecutivo, les impuso una multa de 25.000 y 50.000 pesetas respectivamente. Los procuradores navarros se negaron a pagarla y acudieron a la Presidencia de las Cortes reclamando el desafuero cometido contra ellos en su condición de procuradores. Pero la Comisión Permanente de la Cámara desatendió tales demandas. En realidad, una vez más se quebrantaba el fuero parlamentario, no se respetaba su inmunidad e inviolabilidad y se ponía de relieve la actitud un tanto servil que estaban obligados a desempeñar los procuradores, dado que no se admitían las discrepancias políticas.

Carlos Hugo sobre Montejurra 1965

Josep Carles Clemente Balaguer, Carlos Hugo de Borbón Parma. Historia de una disidencia, Planeta, 2001, p. 115.

Lo que se dijo ese día (…) quizá pueda parecer hoy como sorprendente. Tuvo para nosotros una gran importancia. Pero en la España de esa época, que había estado treinta años amordazada y privada de todos los derechos públicos y políticos, pudo parecerle al Régimen como una especie de declaración de guerra política. De alguna forma lo era y esto no sorprendió demasiado, porque lo que dijimos allí se decía en otras instancias y no era en absoluto un secreto.

1965: cambios en la sociedad, en el carlismo y en Montejurra

Mercedes Vázquez de Prada Tiffe, «La reorganización del carlismo vasco en los sesenta: entre la pasividad y el “separatismo”», Vasconia: Cuadernos de historia – geografía, nº 38, 2012.

«Los carlistas, a pesar de las tensiones con el Gobierno, pudieron hacerse mucho más visibles y contar con dos organizaciones legales: los Círculos Vázquez de Mella y la Hermandad Nacional de Antiguos Combatientes de Tercios de Requetés, autorizada en 1962 (…) Sin embargo, aparece también una nueva oposición en torno al resurgir del movimiento obrero y la radicalización nacionalista, que encontrará apoyo en un sector del clero vasco cada vez más crítico con el régimen. La década de los sesenta vivió una creciente conflictividad laboral y social especialmente en las zonas más industrializadas que provocó un cambio social sin parangón en su historia. Todas estas transformaciones influyeron enormemente en el movimiento carlista, que en este contexto global tratará de buscar un nuevo protagonismo» (pp. 118-119). Sigue leyendo

Montejurra, el monte para la eternidad: Historia de una oposición al franquismo (1978)

Montejurra, el monte para la eternidad Historia de una oposición al franquismo (1978)

Trabajo de Josep Carles Clemente Balaguer (1978)

Publicado en Tiempo de Historia, nº 43, 01/06/1978, pp. 12-27.

La Agrupación de Estudiantes Tradicionalistas y la renovación ideológica del Carlismo en los años cincuenta (1998)

La Agrupación de Estudiantes Tradicionalistas y la renovación ideológica del Carlismo en los años cincuenta (1998)

Trabajo de Mercedes Vázquez de Prada Tiffe (1998).

Publicado en IV Congreso General de Historia de Navarra de la Sociedad de Estudios Históricos de Navarra: Mito y realidad en la historia de Navarra, Volumen I (Pamplona, 1998).

En su intervención en el Montejurra de 1956, Ramón Massó, dirigente de la AET, insistiría en que “Nosotros cuando gritamos Viva el Rey no lo hacemos a un rey anónimo, sin apellido. Nosotros gritamos Viva el Rey Javier”.

Dos años después, el discurso de Don Carlos Hugo en el Montejurra de 1958 destacaría por su aperturismo renovador en clave europeísta. El integrismo iniciaba su declive.